¿Cómo funciona? Lo que hace el algoritmo es escuchar diferencias sutiles en la tos entre personas sanas y personas infectadas.

ia-covid

Parte del reto que supone controlar la pandemia de coronavirus reside en identificar y aislar a las personas infectadas rápidamente, algo que no es nada fácil, teniendo en cuenta que los síntomas de la COVID-19 no siempre son evidentes, especialmente al principio. Ahora los científicos han desarrollado un nuevo modelo de inteligencia artificial que puede detectar el virus a partir de una simple tos forzada. La evidencia muestra que la IA es capaz de detectar diferencias en la tos que no se pueden escuchar con el oído humano, algo que podría convertirse en una útil herramienta de detección temprana de la enfermedad.


Objetivo: frenar la propagación de la COVID-19

Los científicos han estado investigando formas alternativas de detectar la enfermedad, como cámaras térmicas para ayudar a detectar a cualquier persona con fiebre, por ejemplo, pero sabemos que este no es el único signo revelador de infección que podemos observar.

Un equipo de investigadores del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT) ha desarrollado una IA que puede detectar a las personas infectadas con COVID-19 por otro de sus síntomas principales: la tos. El virus causa una tos persistente y existe evidencia de que puede cambiar la forma en que emitimos dicho sonido incluso si no presentamos síntomas.

En el experimento, el algoritmo logró una tasa de éxito del 98,5% entre las personas que habían recibido un resultado oficial positivo de la prueba de coronavirus, aumentando al 100% en aquellas que no tenían otros síntomas.


«La forma en que se produce el sonido cambia cuando se tiene Covid, incluso si no se tiene síntomas», explica el científico del MIT Brian Subirana, coautor del estudio que publica la revista IEEE Journal of Engineering in Medicine and Biology.

Es un resultado increíble, está claro, pero aún queda mucho trabajo por hacer. Los investigadores enfatizan que su principal valor radica en detectar la diferencia entre la tos saludable y la tos no saludable en personas asintomáticas, no en el diagnóstico real de COVID-19. Es un sistema de alerta temprana.

¿Cuándo podría utilizarse?

Es necesaria la aprobación regulatoria para desarrollarla en una aplicación. Los investigadores siguen probando su IA en ensayos clínicos y ya han comenzado a cursar la solicitud para obtener la aprobación de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) para que se utilice como herramienta de detección.


El algoritmo se basa en modelos anteriores que el equipo desarrolló para detectar afecciones como neumonía, asma e incluso la enfermedad de Alzheimer. Entre sus puntos fuertes se encuentra que la prueba no es invasiva, es prácticamente gratuita y se puede aplicar rápidamente.


Ya hemos comentado que muchas empresas ya han instalado cámaras de calor en sus entradas para detectar personas con fiebre, por lo que esta nueva tecnología podría usarse de manera similar. Puede detectar señales de audio de una persona infectada con mucha más precisión de lo que podría hacerlo un humano y, en algunos casos, podría detectar personas asintomáticas.

El estudio contó con el apoyo de la compañía farmacéutica Takeda Pharmaceutical Company Limited. Massachusetts Institute of Technology (MIT)✔@MIT

Referencia: COVID-19 Artificial Intelligence Diagnosis using only Cough Recordings. IEEE Open Journal of Engineering in Medicine and Biology 2020 DOI: 10.1109/OJEMB.2020.3026928

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here